Cinco causas por las que los empleados abandonan su trabajo

Share on Facebook16Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


El nivel de expectativas que una persona tiene sobre su vida laboral puede cambiar en función del momento, del tiempo que lleva realizando un trabajo y de su situación personal. Existen cinco causas por las que los trabajadores pueden abandonar su puesto de empleo principalmente.

No tener perspectivas de crecimiento en el trabajo

Existen empleados que cuando sienten que no tienen perspectivas de crecimiento en el trabajo pueden perder poco a poco el interés ante la sensación de quedarse estancados y comienzan a buscar opciones de empleo en otra empresa por la falta de motivación.

Condiciones económicas

Otro factor importante en el nivel de satisfacción que un trabajador tiene en su trabajo es el sueldo. En relación con este asunto, el sueldo emocional también es esencial: es decir, aquellos trabajadores que no se sienten valorados a nivel emocional por la labor que realizan comienzan a experimentar un elevado nivel de insatisfacción.

Horario de trabajo

El horario de trabajo puede estar directamente vinculado con la calidad de vida que reporta un empleo determinado. Las expectativas del horario laboral también están vinculadas con la situación personal. Aquellas personas que ya han formado una familia, priorizan los empleos que tienen un horario que facilita la conciliación laboral.

El estrés

El estrés es un sentimiento que cuando se produce durante un periodo de tiempo prolongado, produce desgaste interno. Un empleado puede decidir cambiar de trabajo cuando su empleo tiene más factores negativos que positivos. Los trabajadores que viven en una gran ciudad también valoran la distancia que tardan en el desplazamiento del trabajo a casa. Entre las principales causas de estrés también se sitúa una posible mala relación con el jefe o con los compañeros.

Falta de implicación con la filosofía de empresa

Cuando un trabajador no se siente identificado con la filosofía de empresa, también baja su nivel de implicación en el proyecto.

Existen otras causas por las que un empleado puede abandonar su trabajo: ante el síndrome del trabajador quemado y también, ante una oportunidad mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *