Cómo conocer mejor a un candidato en una entrevista de trabajo

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


La entrevista de trabajo produce muchas expectativas desde una doble perspectiva. Por un lado, el candidato vive ese momento con la esperanza de poder encontrar un trabajo mientras que la empresa, concreta un proceso de selección de personal con la idea de poder elegir al candidato más cualificado para un puesto. Una entrevista de trabajo es una cita profesional pero también es un encuentro interpersonal en el que lo más importante es aprovechar la oportunidad para conocer lo mejor posible al candidato sin que medien prejuicios y suposiciones. ¿Cómo conocer mejor a un candidato en una entrevista de trabajo?

El poder de las preguntas

Es positivo que el seleccionador de recursos humanos tenga un pequeño esquema con indicaciones sobre preguntas que quiere hacer al candidato. De hecho, tenienedo en cuenta que el puesto de trabajo es único, se debería de hacer unas preguntas similares a los distintos candidatos para comprobar quién es el que mejor encaja en ese puesto. Sin embargo, tener unas preguntas generales y no tener cuestiones más individuales es perder de vista la esencia personal, única e irrepetible de cada candidato. Dichas preguntas surgen en el transcurso de la entrevista porque pueden ser una forma de obtener más información sobre un área en concreto que ha despertado tu interés.

Para clarificar tus preguntas, en primer lugar, tienes que tener claro cuáles son las cualidades del candidato ideal para cubrir ese puesto de trabajo. Un candidato puede tener un currículum impresionante y no ser el idóneo para ese trabajo.

Relación de cercanía

Un seleccionador de recursos humanos es quien marca el ritmo de una entrevista de trabajo y la pauta a seguir. Por ello, tiene la responsabilidad de crear un clima de confianza profesional para que cada candidato pueda dar lo mejor de sí mismo en esa entrevista. De lo contrario, adoptar una actitud de excesiva distancia puede marcar una barrera en aquellos profesionales con menos experiencia y que, sin embargo, pueden tener un gran potencial.
Observación

Teniendo en cuenta que el ser humano no sólo comunica a través de la palabra sino también, mediante el lenguaje corporal, es muy importante que el seleccionador de recursos humanos sea observador para conocer mejor al candidato a través de sus gestos corporales. Observar que un candidato tiene buenos modales y saber estar es algo que se transmite con la sola presencia.

A través de internet

Es importante que el seleccionador de recursos humanos busque información sobre un candidato a través de google para poder obtener datos profesioanles sobre él. Por ejemplo, es posible conocer más información sobre un candidato a través de su blog personal y a través de redes sociales como Linkedin. Para ello, es importante tener tiempo suficiente.

Distintas pruebas en el proceso de selección

Existen distintas pruebas en el proceso de selección que pueden ser útiles para conocer información sobre un candidato desde diferentes perspectivas, por ejemplo, las dinámicas de grupo y los test psicotécnicos.

Preguntas orientadas al puesto

Realiza preguntas sobre la formación académica del candidato, su vocación profesional, sus inquietudes, sus potencialidades y áreas de mejora. Para conocer muy bien a un candidato es muy importante utilizar preguntas abiertas cuya respuesta no se reduce al sí o no sino que deja más margen de expresión para que el candidato explique su punto de vista.

Ejemplos de preguntas interesantes: ¿cuál ha sido el reto más importante que has afrontado en tu carrera profesional? ¿Cómo te visualizas a ti mismo dentro de un año desde el punto de vista laboral? ¿Cuáles son tus expectativas en relación con este puesto de trabajo? ¿Qué es lo que puedes ofrecer a este puesto que otra persona no puede aportar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *