Cómo negociar el precio del alquiler de un negocio

Share on Facebook10Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Alquilar un local para montar una empresa suele ser la ópción más factible para abrir una empresa minimizando los riesgos. El coste del alquiler de un local es un gasto más a tener en cuenta en el mes a mes de la empresa. Hacer números puede ayudarte a salvar tu negocio pero además, como buen emprendedor también debes animarte a poner en práctica tus habilidades como negociador para cerrar el precio del alquiler en positivo. ¿Cómo cerrar el precio del alquiler de un negocio?

La importancia de la ubicación

La ubicación que tiene un local es determinante. Mientras que un local siempre queda abierto a la posibilidad de reformas, por el contrario, es difícil encontrar una solución posible ante un local que tiene una mala ubicación. Por tanto, dedica mucho tiempo a buscar opciones para poder comparar y elegir la mejor calle para montar tu negocio.

Para poder negociar el precio del alquiler también es fundamental que te informes sobre cuáles son las tarifas de alquiler de cada zona. De esta forma, puedes saber si el precio que te piden por un local es proporcional al contexto en el que está situado o no. Conocer las tarifas de alquiler en una zona comercial te permite ganar la seguridad de poder aportar datos en tu negociación. Para hacer una buena negociación no sólo te ayudará conocer los precios de alquiler de la zona sino también, saber si existe una demanda de alquiler alta o baja.

Habla con el propietario del local, muestra abiertamente tu interés y si el precio del alquiler supera tu presupuesto, explica claramente cuál es la cantidad que estás dispuesto a pagar. Puede que el propietario se lo piense y reflexione su decisión.

Es muy importante cuidar la imagen física en una cita profesional de este tipo para transmitir una imagen de confianza y seguridad.

Haz tu propuesta por escrito

En el caso de que hayáis tenido una reunión con puntos de vista muy distintos, puedes ponerte en contacto con el propietario unos días después, para recordarle tu propuesta por escrito. Es una técnica de comunicación que demuestra interés por tu parte. También puedes negociar el precio del alquiler argumentando los gastos que tendrás que invertir en reformas en el caso de que el local necesite de bastante obra. También puedes negociar el precio del alquiler del local tomando como refeerencia el contexto de crisis en el que estamos.

Explica al propietario los motivos por los que te gusta ese local, enumera los puntos positivos y por qué te parece atractivo para montar tu negocio. Dirígete al propietario del local utilizando la fórmula usted, es importante respetar los roles.

No te encierres en una idea inicial

Lo importante a la hora de realizar una buena negociación es tener flexibilidad, es decir, capacidad de adaptación al cambio. Una cosa es tener las ideas muy claras y otra diferente, encerrarte en tu punto de partida de una forma inamovible. Escucha de forma asertiva al propietario, conoce su punto de vista y sus condiciones para, a partir de allí, poder proponerle un plan B.

Negociar el precio del alquiler de un negocio es importante pero también, lo es negociar el tiempo de contrato teniendo en cuenta que la mayoría de los contratos tipo son de cinco años. De esta forma, al hacer un contrato de cinco años, también te aseguras de que vas a rentabilizar la inversión inicial que has realizado en el negocio. Lo que más desea el propietario de un local es encontrar a una persona seria y responsable que lo alquile y lo cuide de verdad. Cuando eso sucede, el emprendedor está muy contento y quien ha realizado el alquiler del local, también.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *