Cómo potenciar la comunicación con los demás en la empresa

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


La comunicación muestra ese factor humano que posibilita que el talento se multiplique cuando se comparte y se comunica de una forma efectiva. Pero además, la comunicación es muy importante porque los conflictos personales, temas emocionales y desencuentros interfieren de una forma directa en el día a día de la empresa pudiendo minimizar la motivación de los empleados, dando lugar al síndrome del trabajador quemado o reduciendo la capacidad creativa de cualquier empleado y su rendimiento laboral. ¿Cómo potenicar la comunicación con los demás en un entorno de competencia, presiones y exigencia como el de la empresa?

Escucha a los que te rodean

En primer lugar, cualquier emprendedor puede ser un ejemplo de actitud correcta a nivel comunicativo al practicar la máxima de escuchar de una forma asertiva a los demás. Un jefe que escucha es aquel que dialoga con los empleados, que crea un clima de diálogo en las reuniones y que no se queda encerrado en lo que él piensa. Cuantos más puntos de vista tiene un emprendedor sobre un tema en concreto, más amplia puede ser su mirada. Es un gesto de humildad que un emprendedor se deje sorprender por una propuesta mejor que la propia.

Cómo comprender una crítica

Existen distintos tipos de comunicación pero de las críticas se aprende mucho pero con frecuencia, las personas se ponen en posición de ataque al recibirlas. Lo adecuado, antes de dar por errónea una crítica, es colocarte en la posición del otro para valorar qué puede tener de verdad su punto de vista. Para mejorar el clima laboral en la empresa y la comunicación interpersonal es importante y práctico que la empresa promueva la formación a través de cursos de inteligencia emocional puesto que cuando los trabajadores se relacionan entre sí en un contexto distinto al de la oficina, se conocen mejor y mejoran sus vínculos.

Coaching de equipos

Hacer un proceso conjunto de coaching de equipos puede ser efectivo para delimitar las barreras existentes en el plano de la comunicación y que solo se pueden superar una vez que han quedado identificadas. A nivel de comunicación, también es muy importante que el jefe trate por igual a todos los empleados evitando establecer diferencias que pueden despertar las rivalidades y las envidias entre los compañeros. Por ello, se debe de potenciar la motivación como equipo a través de estímulos de grupo pero también, se debe de dar reconocimiento a nivel individual a cada empleado.

Herramientas de comunicación

Es importante hacer un uso adecuado de las diferentes herramientas de comunicación que tiene la empresa y utilizar cada medio en función de la finalidad adecuada: tablón de anuncios, boletines de empresa, videoconferencias, buzón de sugerencias… La complejidad de la comunicación aumenta dependiendo del tamaño que tiene la empresa.

Frecuencia de las reuniones

Con frecuencia, las reuniones quedan en algo puntual pero se pierde parte del sentido de dichas reuniones cuando no se realiza un seguimiento adecuado. Lo ideal es hacer, al menos, una reunión mensual. Evita poner las reuniones en lunes porque en ese día, los empleados están menos motivados.

Tener claro tu objetivo

Para tener claro qué es lo que quieres comunicar también tienes que tener muy presente tu objetivo, es decir, saber qué es lo que quieres transmitir exactamente a los empleados. De lo contrario, se produce ruido e interferencias en el proceso de la comunicación. La comunicación solo es eficaz cuando aquello que tú quieres transmitir es lo mismo que entiende el interlocutor. Por ello, se debe de potenciar el feedback a través de preguntas que refuerzan el diálogo y el entendimiento mutuo. Lo más importante de todo es recordar que la comunicación corporal no tiene que contradecir el mensaje del mensaje hablado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *