El valor del coaching financiero para jóvenes emprendedores

Share on Facebook1Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


El factor económico es uno de los más evidentes a simple vista cuando pensamos en la idea de montar un negocio cuyos medios tienen un coste económico. Uno de los aspectos que trata el coaching financiero es la influencia que existe entre las creencias del emprendedor y su propio desarrollo económico. Así como en cualquier ámbito empresarial, es indispensable definir objetivos. Del mismo modo, en el ámbito financiero también debe concretarse un objetivo específico. El coaching financiero es una rama muy actual a través de la que el coach ofrece al emprendedor herramientas de apoyo para alcanzar la tan soñada libertad financiera. Existe una diferencia importante entre el coach financiero y el asesor.

Cómo aumentar la rentabilidad del negocio

El coaching tiene como objetivo lograr la autonomía personal del emprendedor en la toma de decisiones. En el contexto empresarial, una de las finalidades de este aprendizaje también pasa por la ecuación de aumentar la rentabilidad del negocio reduciendo también, los gastos derivados. El coaching financiero es un servicio muy nuevo y en muchas ocasiones es poco considerado por los emprendedores. Tenerlo en cuenta puede ser una fórmula de diferenciación muy positiva para incrementar los recursos.

Existen profesionales que imparten sesiones de coaching financiero tanto en modalidad presencial como online. A través de las sesiones de coaching, el cliente concreta en primer lugar cuáles son sus objetivos principales. Y en segundo lugar, elabora un plan de acción para alcanzarlos.

Aprender a manejar las finanzas

El manejo de las finanzas se basa en la experiencia práctica. El entorno económico actual es muy complejo, todavía más para los emprendedores que asumen tantos riesgos. Por esta razón, el coaching financiero puede ser una herramienta de apoyo muy útil. A través del coaching financiero, un emprendedor puede descubrir cuáles son los puntos débiles y las fortalezas en su gestión económica con el fin de hacer cambios que impusen el desarrollo económico del negocio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *