Instrumentos básicos de las campañas de marketing


El marketing es un eje clave en las empresas para darse a conocer, pero también para su adecuada gestión. Y si es importante en cualquier empresa, más lo es aún cuando se inicia un nuevo establecimiento o negocio, si bien no hay que olvidarse del marketing en fases posteriores.

Dentro del marketing se disponen de diferentes herramientas y sistemas para desarrollar una campaña como la publicidad entendida en su concepto más tradicional. Un área en el que se engloban los catálogos, cartas postales, los anuncios en medios de comunicación o el buzoneo, entre otras posibilidades.

Un conjunto de posibilidades a las que hay que sumar las nuevas campañas que han venido de la mano de las nuevas tecnologías. Dentro de esta línea de marketing online, una de las más importantes es tener una página web que, sobre todo, sea atractiva y que contenga información de interés para el posible cliente, al mismo tiempo que se difundan los productos de la compañía, valores, valor añadido…

En la presencia web de la empresa es también importante que, aparte de tener el propio portal, se esté en webs específicas y dedicadas en exclusiva al sector en el que opere la compañía o bien en los de sus potenciales clientes.

Sin abandonar las nuevas tecnologías, todavía se pueden poner en marcha más acciones para una campaña de marketing. Entre ellos, por ejemplo, trabajar la presencia en redes sociales para llegar al público, además de escuchar sus opiniones y poder interactuar con ellos con cierta inmediatez.

En este sentido, es importante estar presente en las redes sociales más populares como Facebook o Twitter, sin olvidar otras que están en boga como Pinterest, aunque siempre se debe decidir en qué red social se quiere estar presente según el público objetivo.

Finalmente, dentro del marketing online cabe hablar de los boletines de noticias o Newsletter para atraer al usuario a través de contenidos interesantes, útiles y muy atractivos.

Las acciones de marketing tradicionales y las online no tienen por qué ir por separado, ya que se pueden combinar y apoyarse mutuamente con el fin de conseguir el objetivo: llegar al público final.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *