Marketing de contenidos en una escuela de coaching

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

marketing de contenidos
El marketing de contenidos ofrece unas ventajas muy valorables para una escuela de coaching. Uno de los puntos más importantes es que este tipo de promoción requiere de una inversión económica. Y además, los contenidos publicados son fácilmente compartidos por los lectores a través de las redes sociales añadiendo al final de cada post los botones identificativos de Twitter, Facebook, Instagram y Pinterest. El marketing de contenidos también permite a una escuela de coaching continuar con la esencia de su propio trabajo a través de artículos que tienen como objetivo ofrecer ideas de felicidad, consejos de inteligencia emocional y bienestar.

Artículos compartidos

A través de estos artículos, la empresa ofrece a los lectores contenido gratis de calidad. Por tanto, el centro adquiere un mayor nivel de credibilidad ante los potenciales clientes gracias a un trato personalizado basado en la vocación de servicio.

A través del marketing de contenidos también mejora el posicionamiento de una escuela de coaching en internet. Ya que mientras que la página web del centro es más estática, por el contrario, el blog tiene un dinamismo que es clave para fidelizar lectores y atraer nuevas visitas.

Además, muchas escuelas de coaching no tienen un blog. Otras lo tienen pero totalmente descuidado y desactualizado. Por tanto, apostar por el marketing de contenidos y hacer bien las cosas es un punto clave para diferenciarte de la competencia directa en tu sector. Para ello, puedes elaborar un una línea editorial de temas que te gustaría tratar. A través de tu blog también podrás informar a tus lectores sobre actividades organizadas en el centro.

marketing de contenidos

Un canal de comunicación

A través del marketing de contenidos, creas un nuevo canal de comunicación con tus potenciales lectores que pueden suscribirse a la newsletter de tu blog. Este medio es clave para proyectar una imagen corporativa y afianzar la marca de empresa integrando en el plan de negocio las competencias tecnológicas que son tan importantes en el contexto presente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *