¿Por qué fracasan las empresas?

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Una empresa es una entidad que, una vez creada, tiene vida propia. Esta es unas de las razones por las que no todas las empresas alcanzan el éxito. Muchas de ellas cierran sus puertas antes de los tres años. Sin embargo, una empresa goza de buena salud cuando supera la barrera de los cinco años. ¿Por qué motivos puede fracasar una empresa?

En primer lugar, una falta de experiencia puede llevar a un empresario a no saber gestionar de la forma adecuada su propio negocio. Por ello, a veces, se hacen pronósticos poco realistas o se establecen metas que son inalcanzables. Pues bien, conviene dar tiempo al tiempo para aprender a dirigir un negocio de la forma adecuada.

Una empresa también puede fracasar por falta de presupuesto. Y es que, a veces, no se vende lo esperado, no se consigue captar a nuevos clientes y la inversión es mayor que el número de ventas. Este punto se puede mitigar gracias a una perfecta campaña de marketing que logre conectar con el consumidor. Además, una empresa también debe estar bien situada, es decir, en un lugar privilegiado de la ciudad. A la hora de elegir el lugar ideal para crear un negocio es esencial analizar el nivel de visibilidad, la competencia que hay en la zona, si existe cerca una zona de aparcamiento.

Por otra parte, una competencia desmedida también puede llevar a un negocio al fracaso. Y la verdad es que en tiempos de crisis la competencia cada vez es mayor, por ello, muchos negocios han cerrado sus puertas. Una empresa también puede fracasar en caso de que no dé el trato adecuado al cliente, es decir, no tenga un perfecto trato al público. Además, el factor suerte también puede ser un elemento que se debe tener en cuenta dentro del ámbito empresarial aunque dicho elemento es mínimo. El éxito es la suma de mucho trabajo y de mucho talento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *