Cómo practicar networking en vacaciones si eres emprendedor

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter7Share on Google+0

networking-en-vacaciones
Con frecuencia, el networking queda en un segundo plano ante las obligaciones de la rutina cotidiana. Sin embargo, el verano es un buen momento para activar los contactos personales. De hecho, las vacaciones activan las relaciones personales, por esta razón, también puedes poner esta actitud positiva al servicio de las habilidades sociales profesionales. ¿Cómo practicar el networking en vacaciones?

Un mensaje de felices vacaciones

Existen fechas señaladas que te ofrecen la excusa perfecta, es decir, no tienes que buscar otro objetivo distinto, para escribir un mensaje personalizado a tus contactos, deseando unas felices vacaciones. Los contactos se mantienen vivos si se actualizan, de lo contrario, se crea distancia en el vínculo.

Activar tus redes sociales

Durante el verano puedes continuar compartiendo contenidos en tus redes sociales profesionales. Sin embargo, intenta aportar también contenidos que tengan un carácter más enfocado al ocio cultural. Por ejemplo, puedes compartir sugerencias de cine, teatro, libros, museos o turismo.

Cursos de verano de las universidades

Muchos cursos de verano te ofrecen la oportunidad de conocer a ponentes de prestigio que son referentes en su sector. Por tanto, por medio de esta experiencia formativa tienes la oportunidad de conocer a otras muchas personas que también encuentran un espacio durante su verano para activar el conocimiento.

Aprovecha las oportunidades

El verano te brinda oportunidades imprevisibles. Por ejemplo, tal vez, durante la charla con tu compañero de asiento en un viaje largo de tren, descubras que es un experto en tu temática. En ese caso, puedes darle tu tarjeta de visita.

nuevos-proyectos

Busca nuevos proyectos cuando otros descansan

Justo en el momento en el que muchas personas se van de vacaciones, puedes aprovechar tu momento para activar tu búsqueda de nuevas colaboraciones de trabajo que pueden surgir a partir de septiembre o, tal vez, incluso el verano. ¡Mucha suerte y felices vacaciones!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *