Consecuencias de mentir en el currículum


Existen personas que tienden a adornar mucho su currículum y lo adornan tanto que al final, la realidad no tiene nada que ver con las competencias reales del candidato a buscar trabajo. En vez de mentir en el currículum es mejor dejar de lado, los datos que no te interesan demasiado. Por ejemplo, si no tienes un buen nivel de inglés, entonces, puedes omitir este punto y centrarte en aquellas capacidades que puedes potenciar al máximo.

¿Por qué no se debe mentir en el currículum? Por una cuestión de ética en primer lugar, y es que alguien que miente en este campo, también lo hará en cualquier otro. Pero además, tarde o temprano se descubre la verdad y llega la decepción. Y es que, los encargados de recursos humanos tienen mucha capacidad a la hora de poner a prueba la información que un candidato da en su currículum.

Por ello, cuanto más nervioso te muestres peor ya que este síntoma puede ser interpretado como un signo de mentira. Es decir, en la medida en que eres más sincero y auténtico también te muestras más auténtico. Porque te muestras tal y como eres.

Dar muchas explicaciones sobre un mismo punto también puede ser un signo de mentira. Para ello, es mejor ser natural, conciso y breve. Y es que, una entrevista de trabajo debe de ser rápida y ágil para poder ser amena. Existen mentiras del currículum que son fácilmente comprobables. Cuando alguien dice que tiene un nivel alto de inglés, luego, lo pasará muy mal cuando en una conversación no entienda aquello que le quiere decir el interlocutor. Evita las mentiras en el currículum y compensa las carencias a través de la formación constante y el conocimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *