Cuatro beneficios de los regalos de empresa en Navidad

regalo-de-navidad
Muchas empresas utilizan la fórmula del regalo como una técnica promocional. Esta idea de merchandising incrementa la experiencia emocional a través del factor sorpresa. Aquellos recuerdos que están ligados a una emoción perduran durante más tiempo en la memoria. ¿Cuáles son los beneficios de las sorpresas de empresa?

Marketing

Los negocios invierten en publicidad para dar a conocer sus productos y servicios. Sin embargo, cuando el receptor de ese mensaje es espectador de un anuncio es consciente de que lo que está viendo es publicidad. Por el contrario, a través de un regalo, la persona se centra en el detalle en sí mismo, aunque de manera indirecta personalice a la entidad con el logo visual de la misma.

Mientras que una campaña de publicidad tiene un contexto temporal más efímero, la esencia del regalo es su perdurabilidad.

Imagen de marca

Una empresa debe ser consciente de que no solo importa el mensaje que ella transmite de sí misma, sino que también es fundamental aquello que percibe el público que concede reconocimiento a esa entidad. Uno de los efectos secundarios de los regalos promocionales es esta visión más constructiva y humanista de empresas que utilizan esta fórmula.

Mejora de las relaciones personales

Trabajadores, proveedores y consumidores pueden convertirse en los destinatarios de estos regalos. En los tres casos, la calidad del vínculo mejora a través de este gesto como expresión de gratitud. Esto permite llegar también a un público más amplio.

Con la cercanía de la Navidad existe un regalo que adquiere protagonismo en las empresas: el calendario corporativo. Un producto que es útil y práctico disponible en diferentes modelos de presentación.

sorpresa-de-navidad

Momento oportuno

Aunque un regalo siempre tiene sentido visto desde la ilusión del factor sorpresa que produce, su mensaje queda vinculado a un motivo temporal de celebración cuando estableces un vínculo de causa y efecto entre esa fecha y el acto en sí mismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *