Errores de imagen que se cometen en el trabajo


La imagen no sólo tiene que ver con la estética sino también, con el concepto que otra persona tiene de ti. Dicho concepto está basado en tu modo de ser y en tu modo de comportarte en el día a día de la oficina. Por ejemplo, un jefe se forja una imagen de cada empleado a lo largo de los años. Una imagen que sin duda, debe de ser positiva para tener una buena credibilidad como profesional.

Pues bien, existen diferentes errores que manchan la imagen a nivel laboral. Por ejemplo, la impuntualidad es un error que se paga caro. Del mismo modo, también es otro error tutear a todas las personas cuando no hay un alto grado de confianza. En el entorno laboral, sin duda, el usted a veces, es una fórmula elegante y eficaz.

Dentro del comportamiento, también existe otra actitud errónea. La de llamar a gritos al resto de compañeros. Sin duda, hay que hablar las cosas, pero a veces, las personas justifican los gritos o los malos modos como consecuencia de los nervios, la presión o el estrés. No hacer las llamadas pertinentes es otro error de imagen.

Del mismo modo, pasar el día colgado del teléfono o mirando facebook no es muy apropiado dentro del entorno laboral. De hecho, un trabajador eficaz y responsable no actúa de ese modo. En relación con la propia imagen estética, también conviene precisar que no utilizar la ropa adecuada puede ser también, un error grave de un trabajador que debe tener una imagen acorde a la empresa en la que trabaja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *