Lo que no debe faltar en una buena estrategia de email marketing

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter1Share on Google+0

email-marketing
Aunque los años pasan y las herramientas que utilizamos para llegar al cliente final van cambiando, parece que el email marketing resiste y mantiene su porción de protagonismo reinventándose una y otra vez. Para muchos el correo electrónico sigue siendo un arma importante para vender y difundir contenido de calidad, así que merece la pena preparar una buena estrategia de email marketing con la que conectar de forma rápida y directa con quienes han aceptado recibir nuestros correos.

En España tiene una tasa de penetración que ronda el 75%, un porcentaje bastante elevado que justifica su supervivencia. De ahí que en este artículo queramos contarte todo aquello que no debería faltar en una estrategia perfecta para llegar a clientes, suscriptores o afiliados.

La Base de Datos es sagrada

Es el punto de partida, el tesoro más preciado. Se trata de generar una base de datos lo más amplia y útil posible para trabajar. Puedes crearla tú mismo o puedes recurrir a terceros para obtener esos datos. Eso sí, en este caso debes andar con pies de plomo porque debe existir un consentimiento legal de cesión de datos de por medio para no tener problemas. Lo mismo, aunque algo distinto, sucede al crear nuestra base de datos propia, puesto que hay que contar con el consentimiento del usuario antes de enviarle emails publicitarios. No sirve de nada tener una base de datos muy amplia si la mitad de los usuarios no quieren recibir emails y los van a marcar como spam.

email-marketing

Apuesta por las newsletters que enganchan

Ojalá todo fuera tan sencillo como preparar un email promocional en cuestión de minutos. Si quieres que los usuarios lo lean y se sientan atraídos por el contenido, debes hacer todo lo posible por crear algo con gancho. De hecho, lo primero y más importante es buscar un asunto persuasivo, ya que el 35% de los usuarios abren el correo recibido si éste es lo suficientemente atractivo.

Un asunto con probabilidades de éxito es el que es original, personal, enérgico y conciso. Hasta es bueno que sea impactante para generar curiosidad en el receptor. Evidentemente, el contenido también tiene que ser fresco y debe estar bien redactado, algo fundamental para hablar de fidelización y conversión.

Llamadas a la acción

Un buen asunto y un buen contenido no lo es todo. Falta una llamada a la acción potente, un call to action que no se pueda ignorar. Es el paso decisivo, el que te transporta a la página web donde se venden los productos y servicios promocionados. La landing page, por cierto, debe ser lo más sencilla y minimalista posible para no despistar al futuro cliente. Debe contener justo lo que se explica en el contenido del email.

email-marketing

Evaluación de resultados

Por último, y no por ello menos importante, hay que evaluar los resultados para saber si se están cumpliendo los objetivos. Podemos analizar variables como el CTR (tasa de clics en el mensaje), el CTOR (tasa de clics en los emails abiertos en los enlaces), Open Rate (tasa de correos abiertos), Delivery Rate (tasa de correos que han llegado a la bandeja de entrada), Conversion Rate (tasa de usuarios que compraron, se registraron, se suscribieron…), Unsuscribe Rate (tasa de usuarios que se han dado de baja) o Viral Rate (tasa de usuarios que han reenviado el correo).

Si cuidas todos estos aspectos es probable que tu estrategia de email marketing sea un éxito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *