Cuatro errores habituales en una carta de presentación

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


La carta de presentación es tu primera toma de contacto con la empresa, es el primer reflejo de tu yo profesional sobre el papel. Sin embargo, nadie nos enseña en la universidad a redactar una carta de presentación efectiva, por ello, vamos aprendiendo a base de ensayo y error. ¿Qué errores debes evitar cometer en tu carta de presentación?

En primer lugar, ten cuidado con la primera línea ya que si resultas aburrido y monótono corres el peligro de que el destinatario, ni siquiera se moleste en leer el resto del mensaje. Sin duda, se trata de algo que no es fácil, por ello, debes intentar redactar una carta de una forma no mecánica, es decir, intenta que sea personal, dedícale varios días, reléela y corrígela. Intenta mantener la atención del lector.

En segundo lugar, debes reducir tu carta de presentación al resumen de una lista de competencias que te definen. Sin duda, debe de ser algo más. Ese más puede ser la clave del éxito, la diferencia que te distinga del resto de candidatos. Escribe tu carta de presentación en un tono asertivo. La verdad es que saber persuadir también implica convencer, sin embargo, se debe evitar la seducción agresiva.

Además, el agradecimiento también debe quedar reflejado en la carta de presentación. El momento más adecuado para expresar este mensaje es en la despedida. Existen fórmulas convencionales: “Muchas gracias por su atención”. Otro error habitual es el de confundir calidad con cantidad. Es decir, evita extenderte durante folios, ya que de esa forma, no vas a llamar más la atención del interlocutor. Una carta de presentación eficaz es el mejor complemento del currículum, de hecho, los seleccionadores de recursos humanos, muchas veces, dedican más atención a la carta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *