Mejorar la atención al cliente


La atención al cliente es una de las claves del éxito de una empresa, sencillamente, porque ningún proyecto tiene sentido sin sus clientes. Esta es una de las razones por las que una empresa debe tener vocación de servicio y ayuda al consumidor. Evidentemente, dentro de un área en concreto, de hecho, una empresa mejorará en eficacia cuando más se especialice en un campo.

Por ello, la atención al cliente pasa por atender las quejas y las protestas del consumidor. Pero también, en atender las sugerencias. De hecho, es positivo tener un buzón de sugerencias en donde cada persona pueda dejar sus propias ideas.

Además, tampoco se debe jugar con las expectativas de un cliente, por ello, se debe cumplir aquello que se promete. Y por supuesto, prácticamente nunca dar un no por respuesta sino buscar soluciones. En los comercios pequeños, por ejemplo, donde se conoce muy bien al cliente, se tiene casi una relación familiar en la que el dependiente establece una conversación amable.

A veces, el peligro de una empresa grande es que el cliente puede sentirse un número más, es decir, caer en la indiferencia. Por ello, se debe lograr dar un trato personalizado, individual y de calidad. También existe algo que es esencial y es respetar la libertad del cliente. Es decir, no hacer sentirle obligado a comprar, sino con opción de mirar para luego marcharse sin haber comprado nada. Y aún así, darle las gracias porque puede volver en otra ocasión.

Por otra parte, una empresa debe ofrecer un trato perfecto a las respuestas de los correos electrónicos que se reciben cada día en la bandeja de entrada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *