Entrevista de trabajo por teléfono


La entrevista de trabajo es el momento en el que una empresa toma contacto con un candidato. En este sentido, conviene precisar que cada vez existen más formas de realizar un proceso de selección, por ello, en la actualidad, estas pruebas van más allá de la típica reunión presencial. También puedes realizar una entrevista por teléfono, por ejemplo.

En ese caso, la situación tiene sus ventajas. No tienes que poner tanto esfuerzo en vestir de una forma acorde a la ocasión, tampoco tienes que cuidar tu lenguaje corporal o la sensación de nervios puede ser menor. El ahorro de tiempo también es evidente, ya que evitas los desplazamientos.

Sin embargo, la entrevista personal por teléfono también puede causar sensación de inseguridad en tanto que no resulta cómodo hablar por teléfono con una persona a la que todavía no conoces. Y especialmente, no siempre resulta fácil mostrar lo mejor de uno mismo a través de una conversación telefónica.

El trato cara a cara es mucho más real y enriquecedor. Lo mejor es concertar una hora para establecer la llamada. De este modo, ya estás preparado para afrontar de una forma activa ese momento. En una conversación telefónica, es fundamental saber escuchar. Por tanto, no tengas prisa en responder a las preguntas.

A la hora de coger el teléfono es positivo no resultar distante. Por otra parte, también es mejor utilizar el “usted”, en la comunicación. Se trata de apostar por el respeto profesional. Al ser una conversación telefónica, tienes la ventaja de que te puedes crear un pequeño guión de lo que quieres decir en un papel para que no se te olvide ninguna idea importante. Para hablar por teléfono, sitúate en un lugar de la casa en el que te sientas cómodo y bien contigo mismo. De este modo, también estarás más seguro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *