Hábitos para una buena salud mental en el trabajo

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Sin duda, cuidar el bienestar emocional interior de una persona es indispensable para poder vivir el momento presente y tener un buen nivel de bienestar. EL primer paso para tener una buena salud emocional en el trabajo es no tomarte las cosas demasiado en serio, de lo contrario, dependiendo del conflicto puedes quedarte estancado y no avanzar. Por ello, relativiza, asume que todo el mundo comete errores, no te compares con los demás, intenta valorar el lado positivo de tu jefe y de tus compañeros de trabajo, piensa en positivo y busca un sentido concreto que haga que tu trabajo merezca para ti la pena de verdad.

El bienestar emocional también se sustenta a partir de un buen bienestar físico. Por ello, acude a la oficina vestido con ropa elegante pero que sea cómoda. Pon especial atención al calzado, aunque algunas mujeres son adictas a los tacones, la realidad es que son un auténtico castigo para ocho horas de oficina. Además, cuida tu alimentación, evita el abuso del café, por ello, en el descanso puedes tomar un zumo o un vaso de leche.

Intenta liberarte de la sensación de control que tienen tantos trabajadores al sentirse observados en todo momento por los demás. Actúa con libertad y sé tú mismo. Piensa que lo importante es que cumplas con tu función de una forma responsable. No te calles las cosas y aprende a expresar los sentimientos y las emociones de una forma asertiva. Pon límites a los demás cuando crees que se exceden al pedirte cosas que van más allá de tus competencias.

Realiza ejercicios de relajación, ten un ocio variado, disfruta del tiempo libre en fin de semana, evita conducir tu propio coche al ir a la oficina para evitar los atascos de tráfico, no hables de temas de trabajo en tu tiempo de ocio…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *