Manual de supervivencia en un trabajo tóxico


Un trabajo puede volverse tóxico por diferentes razones. Pero la situación más insoportable es la de tener un jefe que parece inhumano y trata a sus empleados como marionetas y no como personas. Por suerte, este tipo de situaciones son mínimas, sin embargo, el daño que producen a nivel emocional es ilimitado: inseguridad en uno mismo, miedo a los demás, ansiedad en el trabajo, falta de visión de futuro, infelicidad, cansancio… ¿Cómo sobrevivir a un trabajo tóxico?
SEGUIR LEYENDO «Manual de supervivencia en un trabajo tóxico»

El síndrome del despido interior afecta a los empleados


El concepto de despido interior muestra la desconexión del presente que puede tener una persona a nivel mental. El despido interior tiene que ver con la actitud derrotista de un trabajador que ha desconectado de la meta común de la empresa, a nivel interno ha tomado distancia del trabajo en equipo y ya no disfruta con aquello que hace. Vive mirando el reloj constantemente en una cuenta atrás interminable hacia el horario de salida. Aquel empleado que sufre el síndrome del despido interior vive como si solo tuviera valor su espacio personal y se limita a sobrevivir en la oficina. ¿Qué síntomas definen el síndrome del despido interior?
SEGUIR LEYENDO «El síndrome del despido interior afecta a los empleados»

Los mini jobs


Los mini jobs reflejan un modelo de trabajo en auge en Alemania y que se está potenciando en otras partes de Europa. Se trata de un trabajo que por su modalidad, es decir, por las horas que supone de esfuerzo, es fácilmente compatible con la realización de otros estudios. Por ello, los mini jobs han abierto nuevas puertas a jóvenes estudiantes en tanto que suele ser principalmente, una puerta al primer empleo, sin embargo, no se observa, como un tipo de trabajo en el que estar estancado durante años si lo importante es evolucionar y avanzar a nivel laboral.
SEGUIR LEYENDO «Los mini jobs»

Cómo despedirte de la empresa, dejando la puerta abierta


Un despido no solo puede venir impuesto de una forma externa cuando recibes esta dura noticia por parte de tu jefe. Este tipo de noticias, generalmente, se suelen producir al final de la semana. Pero un despido también puede reflejar la decisión personal de un trabajador que quiere dar un giro a su vida como consecuencia de que tiene nuevas opciones de empleo, está cansado de hacer siempre lo mismo, está quemado de no sentirse valorado… O simplemente, en ese momento tiene nuevas prioridades en su vida. ¿Cómo despedirte de la empresa en la que estás trabajando?
SEGUIR LEYENDO «Cómo despedirte de la empresa, dejando la puerta abierta»

¿Cómo causar una buena impresión al jefe?


¿Cómo causar una buena impresión al jefe? La relación jefe-empleado es una de las más comentadas desde un punto de vista laboral. Y es que el hecho de tener una mala relación con el jefe puede ser causa de estrés, ansiedad, falta de motivación, e incluso, se convierte en la causa que algunas personas encuentran para dejar su empresa. ¿Cómo puedes causar una buena impresión a tu jefe desde el primer día?

En primer lugar, debes cumplir con el protocolo básico y lógico. Entrar puntual a la oficina, no perder el tiempo y vestir de una forma acorde al lugar en el que trabajas. También es mejor evitar coger el teléfono móvil o mandar mensajes de texto. Debes estar centrado en tu función.
SEGUIR LEYENDO «¿Cómo causar una buena impresión al jefe?»

Claves para ser tu propio jefe


La idea de ser tu propio jefe, en muchos aspectos es positiva. Te aporta independencia, autonomía y la sensación de poder liderar un equipo de trabajo. Sin embargo, este modo de trabajo no es válido para todas las personas que dependiendo del carácter, pueden requerir de un estímulo externo. Los emprendedores se convierten de forma inmediata en sus propios jefes.

Por ello, un emprendedor debe de ser autónomo para poder gestionar el trabajo y avanzar. De este modo, debe tener un criterio realista de la motivación, siendo consciente de que existen momentos de debilidad, incertidumbre y pereza. En general, un emprendedor tiene la virtud de saber manejar la frustración y de no dejarse llevar constantemente por el apetecer. Es decir, tiene un criterio firme del esfuerzo y del sacrificio.
SEGUIR LEYENDO «Claves para ser tu propio jefe»

¿Cómo defender tus ideas delante del jefe?


El jefe es el que determina en primera instancia el modo en que se dirijan a él los empleados. En el caso de una persona muy distante, entonces, se corre el peligro de que los trabajadores no tengan naturalidad a la hora de hablar con él. E incluso, puede que le tengan miedo. En el lado más negativo de esta balanza, se encuentran los casos de jefes a los que les gusta ser temidos porque asocian el miedo con el respeto necesario en el ámbito laboral.

Sin embargo, a nivel de jerarquía, un empleado se encuentra en igualdad respecto a su jefe a la hora de hablar y exponer sus propias ideas. ¿Cómo puedes exponer tus argumentos frente a tu jefe? En primer lugar, siempre es necesario hablar en primera persona, es decir, desde el “yo”. El hecho de hablar en plural, muestra sensación de inseguridad, en tanto que parece que se necesita buscar el amparo del grupo para ejercer el liderazgo.
SEGUIR LEYENDO «¿Cómo defender tus ideas delante del jefe?»

El jefe debe aprender a delegar en sus empleados


Aprender a delegar es algo fácil y difícil para cualquier jefe. Todo depende de cómo se enfoque el asunto. Y es que, hay jefes que creen que nadie podrá hacer las tareas mejor que ellos mismos. Pero es que tampoco se arriesgan a dar esa oportunidad a un empleado. Así sucede en el caso de los jefes paternalistas que al modo de un padre, terminan tratando como niños a los trabajadores de la empresa.

Lejos de ser positivo es negativo en tanto que no les deja crecer. Y es que, un jefe puede mantener su rol de padre si siempre tiene bajo su mando a los trabajadores que se sienten indefensos sin su autoridad.
SEGUIR LEYENDO «El jefe debe aprender a delegar en sus empleados»

Dar buen ejemplo como jefe


Sin duda, dar ejemplo como jefe debe de ser un ideal básico de cualquier líder dentro de una empresa. Y es que, un jefe no puede pedir algo que no es capaz de dar y ofrecer. Sencillamente, porque muchos trabajadores aprenden por imitación, es decir, se dejan llevar por el ambiente general. De este modo, en una empresa en la que existe un clima de descontento general, la motivación también muere de una forma casi mayoritaria.

Por el contrario, en una empresa en la que el jefe genera buena energía, tiene capacidad de transmitir un mensaje de fondo a sus empleados, entonces, toda la plantilla tiene más capacidad a la hora de sacrificarse y arrimar el hombro. Y es que, si siempre es importante dar lo mejor de uno mismo en una empresa todavía lo es más hacerlo en plena crisis económica. No existe otra forma de hacer frente a la dificultad que la de generar esperanza y dar optimismo.
SEGUIR LEYENDO «Dar buen ejemplo como jefe»